¿Cómo pinto mi salón? Decoesfera responde

Sigue a

Detalle del salón de Milagros

Milagros nos ha pedido ayuda para escoger una tonalidad con la que pintar su salón. El color que tiene en la actualidad no le resulta nada atractivo y desea dar un cambio:

Me gustaría que me ayudarán con la pintura de mi salón-comedor. No se muy bien de que color pintarlo. No es muy grande, tendrá unos 8 m2, pero le entra mucha luz durante todo el día. Me gustan los tonos cálidos y el resto de la casa esta pintada con otros colores. Los pasillos y otra habitación también tienen el color del salón y también me gustaría cambiarlos.

Realmente la impresión que da el salón según la fotografía que nos envía, es bastante fría y poco atractiva. Afortunadamente este es un problema de fácil solución ya que tenemos mucho donde escoger.

El gusto de Milagros por los colores cálidos y la luz natural de la que disfruta en su salón, hacen que nos decantemos por colores intensos. A pesar de ser un espacio pequeño no debemos huir del color, ya que los resultados siempre son satisfactorios, sorprendentemente estos tonos intensos aportan profundidad a las habitaciones.

Ejemplos de color

Atendiendo a los colores de los muebles y complementos, en los que predominan el rojo y el naranja, he escogido una paleta que complemente bien con ellos. Aunque pueden encajar bien, los tonos amarillos quedan descartados para que el cambio sea notable, ya que Milagros ha llegado a odiar esta tonalidad. Por tanto, propongo una paleta que va desde el tono arena hasta el rojo carruaje en la que tienen sitio mezclas en las que entra en juego el color azul.

En esta primera imagen he experimentado con tonalidades similares pero que tienen diferentes matices. El tono arena resulta relajante y neutro, un color poco arriesgado que refleja la luz, resultando una estancia clara y luminosa. En la misma línea se sitúa el tono salmón, una apuesta serena que no implica grandes riesgos.

Subiendo la saturación, proponemos dos tonos rojizos: teja y rojo carruaje. La primera opción despide mucha energía, es un tono vivo e intenso que resulta muy acogedor. El salón pintado de rojo carruaje presenta un aspecto íntimo y recogido. Sobre este fondo, los cuadros y complementos que decoren la pared destacarán de manera notable, beneficiándose del juego de contrastes.

Ejemplos de color

En este segundo apunte destaca el color naranja en su expresión más intensa. Una opción muy atrevida a la que no hay que tenerle miedo. La gama de azules se muestra muy adecuada para este salón. El azul intenso presenta un paisaje de calma muy confortable. Al igual que sucede con el rojo carruaje, ofrece un sinfín de contrastes a la hora de decorar las paredes.

Y la propuesta termina con dos tonalidades similares pero con matices diferentes: púrpura y violeta. Cada uno de ellos tiene unas características diferentes, resultando el violeta más suave y calmante.

En cuanto al pasillo, recomiendo aplicarle un tono medio o claro, ya que este espacio no suele disfrutar de luz natural y ya de por sí suele resultar angosto. Para la habitación debería tener en cuenta las preferencias de quienes la vayan a ocupar, el espacio de que disponga y las condiciones de luminosidad.

Ahora es Milagros quien tiene que tomar una decisión. A través de las imágenes he querido plasmar el efecto que cada uno de los colores puede tener en la estancia; mi consejo es que se tome un plazo para decidir, consulte un buen catálogo de pinturas y si es necesario y posible, compre muestras para hacer una prueba preliminar sobre la pared, en una extensión suficientemente grande para comprobar el efecto, al menos de 60 × 60 centímetros.

Si tú también quieres plantearnos alguna duda decorativa o deseas nuestro consejo, puedes escribir a editores @ decoesfera.com.

Ver galería completa » ¿Cómo pinto mi salón? Decoesfera responde (9 fotos)

En Decoesfera | Decoesfera responde

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

10 comentarios