A Loja do Gato Preto

Ayer vi la lámpara Croissant cuando pasé un momento por A Loja do Gato Preto y me quedé enamorada de ella. Por su forma, cuando no está en el techo podría confundirse con una escultura ya que su estructura está recorrida con una especie de cinta metálica que oculta su verdadero uso.

Me gusta un montón ya que al ser cromada va bien en todo tipo de ambientes y al no tener pantalla toda la luz que da llega al suelo sin matizar, por lo que es ideal incluso para un lugar de trabajo. Si os gusta, sabed que también está disponible como lámpara de mesa (en este caso yo sí os recomendaría que le pusierais una pantalla) y como aplique de pared que a mí me gusta más para dormitorios.

El precio de la lámpara de techo es de 179 euros, la de mesa 79 y el aplique solo 29. Como os digo, me gusta su forma pero pensándolo fríamente lo mismo es un poco engorrosa de limpiar, ¿no creéis?

¡Vótalo!

Editores 9

Comunidad 0

Actividad de la comunidad