Síguenos

vivir iglesia 1

He de comenzar diciendo que lo primero que me enamoró de esta iglesia convertida en vivienda son las falsas ovejas en el jardín que me parecen realmente adorables. Quiero pensar que no son de cartón como las que hemos visto anteriormente en Decoesfera y si lo son, espero que donde está ubicada la iglesia no llueva mucho, o les veo mal futuro.

La conversión de esta iglesia de los Paises Bajos en vivienda, es un trabajo del equipo de arquitectos holandeses Leijh, Kappelhof, Seckel y van den Dobbelsteen. Si por fuera el entorno y el edificio resultan encantadores el interior es realmente sorprendente, con una escalera central que divide los espacios y con interesantes contrastes de color que no dejan a nadie indiferente.

iglesia 3

Como os decía la planta baja gira alrededor de las escaleras centrales, para las que como podemos ver en las imágenes se ha elegido un llamativo color rojo. En esta planta tenemos la cocina, la zona de comedor y el salón, los tres ambientes comparten un espacio común, pero las escaleras marcan en cierto modo la separación entre ellos.

iglesia 2

Hacia un lado de las escaleras tenemos la cocina demasiado estrecha para mi gusto, aunque entiendo que está pensada desde un punto de vista funcional y no está previsto que los habitantes de la casa pasen demasiado tiempo en ella. El acero ha sido el material elegido como principal protagonista y en el diseño prima la funcionalidad y el estilo industrial.

iglesia 4

Por el otro lado de las escaleras se encuentra la zona de estar, a este lado se ha dejado más espacio libre que en la cocina. El color elegido para el sofá ha sido el negro con un acabado aterciopelado que no me acaba de convencer aunque resulta también muy llamativo. Contrasta con el blanco de la zona de comedor que podemos ver al fondo en la imagen sobre estas líneas.

iglesia 5

Ya en la planta superior nos encontramos con una amplia y luminosa zona de trabajo. En dos alturas, con el detalle de los estantes en la base de la escalera, una agradable zona de cojines de suelo para el relax y un cómodo escritorio con un montón de espacio libre a su alrededor. Sin duda este sería para mi uno de los lugares favoritos de la casa.

iglesia 7

Y terminamos nuestro recorrido por la vivienda en la zona más privada donde se encuentran el dormitorio y el cuarto de baño. El baño es perfecto, blanco, amplio con mucha luz y ideal como zona de relax. En cuanto al dormitorio me gusta mucho la cama, pero el color negro para las paredes aunque le da gran protagonismo para mi no serviría.

Yo he de reconocer que probablemente no podría acostumbrarme a vivir en una casa así. Me parece complicado asumir este ambiente como el de mi hogar, pero para verlo como vivienda de otros o como alojamiento temporal me encanta. Es realmente original y sorprende por sus contrastes, sobre todo en el color y en cada uno de sus ambientes podemos encontrar un montón de detalles encantadores.

Vía | Stylin Rooms
Más información | Lksvdd
Fotos | Vinzie
En Decoesfera | Casas poco convencionales: vivir en una iglesia

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario